Sede Canónica

La sede canónica de la Hermandad es la Iglesia Parroquial de San Antonio Abad, titular de la parroquia y patrón de Pruna. La patrona es la Pura y Limpia Inmaculada Concepción de María Santísima.

Parroquia de San Antonio Abad
Se comenzó a construir a mediados del siglo XVII concluyéndose las obras un siglo después. De estilo barroco y de planta rectangular, consta de tres naves compartimentadas por arcos de medio punto asentados sobre pilares de sección elíptica. El crucero presenta una espléndida bóveda semiesférica sobre pechinas. La decoración de yeserías polícromas dividen la cúpula en 12 partes donde aparecen cartelas, angelotes, guirnaldas y las figuras de los apóstoles.

iglesiaEn las cuatro pechinas están representados los cuatro evangelistas. La decoración fue realizada por Antonio Francisco Frausto terminándola en 1750 y restaurada por Antonio Sánchez Barrera, en el siglo XX.

En la nave central con bóveda denominada de cañón, encontramos pinturas realizadas por el artista local Antonio Sánchez Barrera en el siglo XX, con escenas del Antiguo y del Nuevo Testamento.

También son meritorias las pinturas de Antonio Sánchez realizadas en el Bajo coro, de la Santa Cena y las del Altar mayor.

Altar Mayor y Camarín
Dedicado a la titular de la Hermandad y Patrona de Pruna, la Pura y Limpia Concepción de María Santísima.

camarinRealizado en madera y dorado de estilo barroco, y decorado con pinturas de Antonio Sánchez Barrera en el siglo XX, donde se representa la Coronación de la Santísima Virgen, la Santísima Trinidad en la parte central y Adán y Eva en los laterales de la parta alta del altar.

Encontramos las imágenes de San Antonio de Padua y del Patrón San Antonio Abad, ambas de Olot (imágenes de molde) en los laterales de la parte central del altar, donde se abre un vano de medio punto que da paso al Camarín que fue realizado a mediados del siglo XVIII. Aquí es donde se encuentra la Pura y Limpia.

El Camarín fue restaurado en 2010 por Rafael Chacón y José Antonio Pascual.

En las naves laterales encontramos altares de diversas facturas y calidades artísticas. Destacar el del Santísimo Cristo de la Vera Cruz, de estilo barroco en madera dorada y el del Sagrado Corazón de Jesús en madera policromada.